martes, 20 de octubre de 2009

TIBURÓN


¡OH!, no le he abierto la boca; tiene unos dientes blancos y se adapta perfectamente a la mano para hacer juegos con los niños.

1 comentario:

Rosa Cáceres dijo...

¡¡¡Me encanta, me encanta!!! Yo quiero hacer uno igual, ah, qué entrañables y cálidos me parecen estos cristobitas...